CASINOS ONLINE

Como encontrar un casino online y saber que jugamos con seguridad?

La mayoría de los casinos online contienen un apartado que, bajo diversas denominaciones advierten de que las apuestas se consideran que tienen lugar en la ciudad del establecimiento y de acuerdo al régimen jurídico de ese territorio, a cuya jurisdicción se someten las partes. Algunos tienen un apartado en el que indican al visitante que debe comprobar si sus propias leyes permiten o no realizar apuestas desde su territorio.

casinos online

Tipos de Casinos Online:

Con carácter general existen tres tipos

* En primer término aquellos que requieren bajarse de Internet e instalar en el ordenador personal un determinado programa para poder jugar.

* En segundo lugar existen los sitios web que operan con el leguaje JAVA, susceptible de utilizarse en los navegadores convencionales, en vez de un programa instalado en el ordenador personal del cliente.

* Finalmente, existe una tercera clase de casinos online que usan el código HTML y no requieren la instalación de ningún programa. Esta opción da lugar a una presentación menos atractiva que las dos modalidades anteriores.

Como Jugar en Casinos Online

Antes de empezar comenzar a jugar, el cliente ha de abrir una cuenta en la página, utilizando un formulario en que el que introduce sus datos. El pago puede hacerse de diversas formas entre las que se encuentran, mediante una tarjeta de crédito, cheque certificado o transferencia bancaria. Una vez abierta la cuenta, comprobado que el pago se ha verificado y, en su caso, instalados los programas necesarios, el jugador puede ya participar en los diferentes juegos y apuestas que se desarrollan en los casinos online.

Depósitos

Una vez que se ha desarrollado el juego, bien a través de Internet en el supuesto de juegos de casino, o verificado el resultado que sirve para la apuesta, procede la liquidación con el cliente. Si éste ha ganado la apuesta, el dinero correspondiente se abona en la cuenta abierta con el prestador de los servicios, de forma que el jugador ve aumentado así su crédito y puede dejarlo en depósito para futuras apuestas, así como ordenar su transferencia a su banco local.